Montag, August 11, 2008

ESCUERZOS Y AVANCES CIENTÍFICOS.

ESCUERZO: 1. m. sapo (‖ anfibio anuro).

Que los tiempos cambian y la ciencia avanza es algo irrefutable, meine Damen und Herren. En un período de cinco horas tuve dos ejemplos de ambas cuestiones; permítanme que se lo explique. Ayer por la noche, avanzada la madrugada, conecté la televisión y vi que se celebraba una competición de natación femenina. Excitado por lo que yo creí que vería, me escancié una generosa ración de Jack Daniel’s, me tumbé en el sofá — algo obligado cuando se observa el esfuerzo ajeno— y encendí un Macanudo. Mi libido comenzó a mostrarse y yo decidí mantener «todo» caliente; menos el whiskey, por supuesto. Cuando la puerta de toriles se abrió, entendí que perdía el tiempo, estimados parroquianos: ¡Menudo desfile de escuerzos!, ¡qué barbaridad, meine Damen und Herren!: bocas tamaño buzón, dientes que te hacen olvidar el sexo oral y unos bañadores que convierten la silueta femenina en una tabla. Asimismo, las extrañas gafas protectoras unificaban las expresiones de los escuerzos y les confería un aspecto de zombi, de Solbes; para que ustedes me entiendan. Con todo y con eso, permanecí atento a la pantalla: ¡craso error!; porque después llegó la hora de los mancebos. Un fila de tipos cuya indumentaria era la adecuada para militar en una banda del Bronx se dirigió a sus posiciones de salida, y un detalle llamó mi atención: su forma de caminar; parecía que a ninguno le cabían los genitales entre las piernas. Raro deporte es la natación, o al menos lo son los efectos que el cloro causa en los humanos.
En vista de que me aburría ante tanta lorza de carne al baño María, decidí ojear los primeros periódicos del día, y en ellos encontré el último avance científico: un material que vuelve invisibles los objetos. Debo reconocerles que no me sorprendí, meine Damen und Herren, porque ustedes hace ya tiempo que disponen de ése material: es el que recubre la aptitud e inteligencia de José Luis Rodríguez, el Puma, y la caterva de ministros que le acompaña en la singladura hacia los abismos. Sí, queridos lectores, no se sorprendan; aunque supongo que ZP no dijo nada al respecto por considerarlo un secreto de Estado.
Intuyo que fue Joan Clos (ex-ministro de Industria) el primer cobaya sobre el que se probó la eficacia de dicho material: el éxito fue rotundo. En vista de que los resultados superaron las expectativas, el Gobierno de ZP decidió extender la utilización del material que convierte los objetos en invisibles a otras cuestiones: la credibilidad del Tribunal Supremo; la imparcialidad de la Justicia; la honorabilidad de la Corona; el superávit del erario; la cohesión territorial; el fin del terrorismo; el crecimiento económico español, sí, el de la Champions League; y la posición de España en el mundo. Todo ello, meine Damen und Herren, se ha vuelto invisible, ni a tientas podrán encontrarlo; ustedes deben pedir ayuda a la ONCE: ellos están más acostumbrados a vivir sin ver.
No obstante, queridos lectores, cuando se escribe sobre el siempre admirado José Luis Rodríguez, el Puma, todo se vuelve invisible, realicemos un experimento: Él es un hombre que
a mayor gloria de los bobos.

Con algún fallo pero…¡funcionó, meine Damen und Herren! Así son los experimentos: nunca tienes el resultado asegurado, al igual que le ocurre a ZP, un hombre cuya biografía deberá escribirse con letra menuda, muy menuda, casi invisible.

Foto: ZP, un hombre en la vanguardia científica.

6 Comments:

Blogger Ignacio said...

.....¿te tumbaste una botella de Jack Daniel’s y te escanciaste en el sofá?

8:13 vorm.  
Blogger Nicholas Van Orton said...

IGNACIO:

Efectivamente, galáctico amigo: así ocurrió al final. Fue mi aportación a los JJOO, aunque en lugar de antorcha en mi mano ardió un Macanudo Maduro. Es otra manera de demostrar mi espíritu olímpico.
Saludos.

7:46 nachm.  
Blogger Sinblancaporelmundo said...

Por desgracia z es ya parte de la historia de eXpaña. Estos últimos cuatro años, y los que nos quedan, tendrán un papel estelar en la Historia de la Infamia española.

En cuanto a los nadadores... ¡Ahhhhhhhhh! Qué bonito es el mundo que está lleno de tantos colores y tantas percepciones diferentes.

5:46 nachm.  
Blogger Nicholas Van Orton said...

SINBLANCAPORELMUNDO:

Cuestión de gustos y también de sensibilidades, ¿por qué no? Disfruta, disfruta.

6:00 nachm.  
Blogger filomeno2006 said...

Federica Pellegrini no está nada mal.....

11:23 nachm.  
Blogger Nicholas Van Orton said...

FILOMENO2006:

Yo prefiero a Britta Steffen, no es una belleza espectacular, pero…será el gesto que hace para desabrochar la cremallera del bañador.

3:09 vorm.  

Kommentar veröffentlichen

<< Home