Sonntag, April 20, 2008

EL BUENO, EL FEO Y EL MALO



WÉSTERN: 1. m. Género de películas del Lejano Oeste.

La pasta es como el arroz: un plato polivalente y que en ocasiones nos saca de más de un apuro. Sin embargo, algunos consideran que la pasta es el recurso de los incapacitados para el arte de la cocina o de los gandules, aunque ambos suelen pasear cogidos de la mano. Yo discrepo, meine Damen und Herren, porque existen platos de pasta exquisitos y muy elaborados, e incluso pastas que por sí solas marcan la diferencia: yo elaboro mi propia pasta, por ejemplo. De todas formas hoy no escribiremos sobre la polivalencia del los espaguetis aplicados a la gastronomía, sino a al lenguaje. No se sorprendan, estimados parroquianos, porque ello es posible; valgan dos ejemplos: el spaghetti western y el spaghetti disco. El primer término se refiere a las películas sobre el lejano oeste rodadas en Almería y cuya producción— aunque solían ser coproducciones— recaía en Italia. Asimismo, la otra expresión hace referencia a la música disco de los años 80 que era producida y financiada en Italia, e interpretada por efímeros cantantes de ignotas nacionalidades; este apartado merece un próximo escrito.
Si ustedes me lo permiten, meine Damen und Herren, creo que también podemos calificar las legislaturas de José Luis Rodríguez, el Puma, como un spaghetti western en el que no faltan los ingredientes necesarios: : indios, aunque sería exacto decir «muchos que hacen el indio»( Pepiño, Bermejo o Solbes); luchas por el agua (trasvases o cualquier otro eufemismo); manadas de reses que son trasladadas (los españoles); luchas territoriales por los ranchos (nacionalistas); un saloon que también ejerce de prostíbulo donde todos se reúnen para jugar y echar unos tragos ( Congreso de los Diputados); forajidos (la lista sería interminable, meine Damen und Herren); prostitutas en activo o redimidas que toman partido, aunque mi elegancia me impide abrir paréntesis; duelos a muerte en el OK Corral (debates políticos); un enterrador dicharachero (Moratinos); la parturienta que atraviesa el territorio comanche (Chacón); un sheriff que desmerece la estrella que luce y que defiende los intereses del terrateniente de la región (Rubalcaba); el destacamento de caballería, que suele llegar tarde y mal (los medios de comunicación afines); los buitres que sobrevuelan al futuro cadáver (otros medios de comunicación); etc.
Al igual que Sergio Leone rodó una trilogía magnífica en Almería cuyo título sirve para describir la victoria del ZP— La muerte tenía un precio; Por un puñado de dólares; El bueno, el feo y el malo—, uno de los estudios de ZP (SER) ha pretendido imitarle con algo parecido: El pajillero, el grasiento y el putero. No alabaré el alarde de léxico del director de la emisora de radio, meine Damen und Herren, porque es algo que debe ser inherente a un…¿periodista?, aunque sí ensalzaré su inmoralidad.
Es innecesario retrotraerse a las jornadas aciagas de marzo de 2004 para recordar el triste papelón— triste para la profesión de periodista— que Herr Anido representó, en el que la mentira, la manipulación y la inquina sirvieron de particular libro de estilo de la cadena SER y de nauseabundo código deontológico, porque durante los años siguientes ha sido uno de los convidados al bufé del pesebre. En realidad no hemos presenciado algo nuevo, queridos lectores, ya que tanto el PSOE como sus medios de comunicación aplican desde hace tiempo lo que Joseph Goebbels denominó «el principio de transposición», y que consiste en culpar al adversario de tus propios errores, desprestigiarlo por todos los medios y después inventar otras noticias que solapen las que a ti no te interesa que se conozcan. Ya ven, meine Damen und Herren, los reyes de la democracia aplican las técnicas del ministro de Propaganda de Adolf Hitler: curioso, muy curioso. No obstante, semejante comportamiento sólo persigue la imposición de un pensamiento único y homogéneo, en el que los disidentes deben ser atacados con cualquier medio para lograr su aislamiento y posterior exterminio, que será aceptado por la masa bajo la inmisericorde sentencia de «se lo había buscado».
Con todo y con eso, yo hubiera preferido que esa trilogía — El pajillero, el grasiento y el putero— hubiese sido creada por alguien del bando contrario, porque con la fijación que tienen los progres españoles por vestirse con camisetas reivindicativas y solidarias, el espectáculo sería impagable, meine Damen und Herren, ya que todos lucirían el siguiente motivo: «Yo también soy putero»; aunque los otros dos modelos también tendrían aceptación. En realidad, al actuar de ésa manera demostrarían lo que todos sabemos: la derecha española otorga la posibilidad de escoger. Sea como sea, yo prefiero la película de Sergio Leone: El bueno, el feo y el malo.

Foto: Cartel de la película El bueno, el feo y el malo.(1966).


13 Comments:

Blogger Caco said...

Este memo de la SER debería saber que no existe el pajillero, si la pajillera (Prostituta que masturba a sus clientes). Se hicieron famosas las que había en el Cine Carretas de Madrid. Eran aproximadamente de la misma edad que el reloj de la Puerta del Sol

1:08 vorm.  
Blogger Nicholas Van Orton said...

CACO:

¡Hombre, Caco, otro pájaro nocturno!; es lógico, el grado de canalla nunca se logra con luz solar. Las pajilleras, ¡qué gran tema! Te explicaré una anécdota. Cuando era un adolescente y vivía en Barcelona, uno de mis amigos, al que llamaré D. para ocultar que se llama Daniel, decidió una tarde que haríamos campana en el colegio para ir a un cine porno que existía en unas galerías subterráneas de la Pl. de Cataluña, he olvidado el nombre. La película era infame, un refrito de Calígula con escenas añadidas que no guardaban relación alguna con los actores, el color o la historia. Percibí que había un trasiego inusual entre las butacas, aunque no le di importancia. En mitad de la película, D. se revolvió inquieto, mesó su cabello, y ante mi extrañeza dijo lo siguiente: «alguien ha escupido desde el anfiteatro». Yo no dije nada, sabía que en ese «palacio del cinema» no había anfiteatro. Al girarme disimuladamente, entendí qué había pasado.
Saludos.

1:27 vorm.  
Blogger Gwen said...

qué interesante conversación, pero se echa de menos la banda sonora: Ennio Morricone.

te la traigo,Nicholas:
http://www.youtube.com/watch?v=ZKlxyoPNaFI

por otro lado... creo que ese señor tan chabacano se ha limitado a describir al personaje de Torrente, y además, con esa desmesurada defensa no ha hecho más que poner de manifiesto las limitaciones de estas niñas que van a hacer uso del dinero de todos.

4:13 vorm.  
Blogger Ignacio said...

Yo me pido ser el vendedor de crecepelo en su carreta

7:23 vorm.  
Blogger Nicholas Van Orton said...

GWEN:

Ya solventé lo de la banda sonora. Creo que ese periodismo de trinchera que se realiza en España no favorece al gremio, más bien al contrario, lo denigra hasta que extremos que una democracia moderna no debería permitir. Es lógico, sin embargo, ya que ZP ha logrado torcer todos los aparatos y resortes que pueden y deben ser los vigilantes del Gobierno. No obstante para mí es una ventaja: despacho la prensa española en un momento, casi nunca me ocupa más de 45 minutos.
Saludos y disfruta de Ennio Morricone.

P.D.- Si dispones del Real Player, puedes bajarte los temas musicales.

9:33 vorm.  
Blogger Nicholas Van Orton said...

IGNACIO:

Lo lamento pero no es posible atender tu petición porque ése papel es el que ocupa precisamente ZP: vende lociones mágicas que todo lo curan. Que se trate de un whiskey infame mezclado con algunas hierbas secretas es lo de menos, a él lo que le gusta es parar el carromato en la calle principal, levantar el toldo y vociferar las bondades del elixir del Dc. ZP, el que todo lo cura.
Saludos.

9:34 vorm.  
Blogger Gwen said...

Gracias.

6:11 nachm.  
Blogger Nicholas Van Orton said...

GWEN:

De nada, Gwen, es un placer.

7:30 nachm.  
Blogger Caco said...

Yo también hice pellas y vimos " La caliente chica del relax" infumable... Tuve ocasión de ver a una de estas virtuosas de la muñeca muy de cerca pero me vi incapaz. Juro por lo más sagrado que era igual que Lola Gaos...

Nocturno a muerte. Más de 20 años como RRPP en discotecas y con bares..

12:11 vorm.  
Blogger Ignacio said...

Dado que ese puesto está cubierto, EXIJO entonces ser yo "elvindio detrás de una mata" que sale en todas absolutamente todas las películas.

11:00 vorm.  
Blogger Ignacio said...

El indio, se me escapó una tecla y por menos en turquía hay muertos

11:01 vorm.  
Blogger Nicholas Van Orton said...

IGNACIO:

El puesto es tuyo, yo ocuparé el de pianista del saloon: tiene sus riesgos pero la bebida es gratis. Todavía me carcajeo con tu ocurrencia de la pluma, pluma gay.
Saludos.

5:23 vorm.  
Anonymous creditos said...

Los diez mandamientos de los "progres"

1º.- Talante democrático siempre y para todo, y diálogo con todos y sobre todas las cosas, sin importar lo que se defienda en ese diálogo.

2º.- Drogadictos, delincuentes, inmigrantes ilegales, prostitutas, homosexuales, travestidos, alcohólicos, ludópata, mendigos profesionales y agresores sexuales tendrán preferencia en el disfrute de beneficios sociales. Los que no pertenezcan a ninguno de esos grupos son sospechosos de fascismo.

3º.- No expresarás ideas que previamente no hayan sido difundidas por El País, Público, la SER, el Canal Cuatro, la Sexta, Localia o cualquiera de los medios controlados por el grupo PRISA, ya que todos repiten lo mismo.

4º.- Repudiarás siempre lo que haga el Gobierno de los Estados Unidos.

5º.- Estarás al tanto de todas las películas, modas y grupos musicales de Estados Unidos.

6º.- No fumarás, ni trabajarás en labores que requieran los vicios fascistas de la dedicación, la honestidad y el esfuerzo.

7º.- Harás deporte, aeróbic, yoga y amarás en todos los sentidos a perros, gatos, serpientes, iguanas y armadillos.

8º.- Estarás a favor de la libertad total de aborto y del matrimonio de hombre con hombre, mujer con mujer y de mujer u hombre con animales o muñecos hinchables. Lucharás a favor de asilos gratuitos para mayores y de guarderías abiertas todo el día para los niños.

9º.- Defenderás la ecología, aunque sin renunciar a beneficios que, como la electricidad, los coches, la calefacción o el aire acondicionado, se consigan alterando la naturaleza.

10º.- Lo que la mayoría diga es la verdad, y es bueno todo lo que haga la mayoría.

Extraído del libro “Sentencias Salomónicas” (Visión.net, Madrid 2007)

12:12 nachm.  

Kommentar veröffentlichen

<< Home